miércoles, 24 de diciembre de 2014

BENDICIÓN DE LA CENA DE NAVIDAD 2014


Señor Dios, dueño del tiempo y de la eternidad. Tuyo es el hoy, el mañana, el pasado y el futuro. Al terminar un año más, te queremos agradecer todo lo que hemos recibido de Ti.

Gracias por la vida y por el amor; por las flores, por el aire y el sol; por la felicidad y el dolor, por lo que fue posible y por lo no que no fue.

Te presentamos a las personas que, a lo largo de estos meses, amamos, a las nuevas amistades y los viejos amores; a los que están cerca de nosotros y a aquellos que no pudimos ayudar a compartir la vida, el trabajo, el dolor y la alegría.

Pero también Señor, hoy queremos pedirte perdón.

Perdón por el tiempo perdido, por el dinero malgastado, por la palabra inútil y el amor desperdiciado. Perdón por las obras vacías y por el trabajo malhecho, perdón por vivir sin entusiasmo. También por la oración que, poco a poco, fuimos posponiendo y que ahora te venimos a presentar. Por todos nuestros olvidos y silencios nuevamente te pedimos perdón.

Los próximos días comenzamos un año nuevo. Queremos detener nuestra vida ante ese nuevo calendario: ese que aún no se ha iniciado para presentarte esos días que sólo Tú sabes si llegaremos a vivirlos.

Queremos hacer presente en esta oración a los familiares que, por tu misericordia, ya gozan de Ti en el cielo y por los que, por tu gracia, aún gozamos de su presencia terrena: nuestros abuelos, padres, hijos y a cada uno de nuestros familiares pidiéndote para ellos los dones del Espíritu que les lleve al optimismo y bondad.

Abre nuestras manos a la acogida para recibir a todos aquellos que a nosotros se acerquen. Cierra nuestros oídos a la falsedad y nuestros labios a palabras mentirosas, egoístas o que hieren. Abre nuestro ser a todo lo que es bueno. Que nuestro espíritu esté repleto solamente de bendiciones para que las derramemos a nuestro paso. Llénanos de sabiduría, paz y amor para que nuestra amistad dure para siempre en nuestros corazones para encontrar el camino que nos lleve eternamente hacia Ti. Amén.

No hay comentarios:

Publicar un comentario